Los tratamientos de fecundación impulsan en España la demanda de especialistas en fertilidad y salud íntima

/COMUNICAE/

Catenon incide que dentro de este sector, hay diferentes perfiles profesionales altamente demandados que desempeñan un papel crucial en el diagnóstico, tratamiento y apoyo de individuos y parejas que enfrentan problemas relacionados con la salud íntima y la fertilidad

España se ha convertido en un destino de primer nivel mundial en el ámbito de la fertilidad y la salud íntima femenina, según la consultora Catenon. Un sector que experimenta desde hace años un auge sin precedentes, impulsado los avances tecnológicos en el ámbito de la reproducción asistida, que han mejorado la efectividad de los tratamientos de fertilidad, haciéndolos más accesibles y menos invasivos, al tiempo que ofrecen nuevas esperanzas y posibilidades a parejas e individuos que enfrentan desafíos en concebir.

Una legislación avanzada
A todo este potencial médico hay que sumar que España tiene una legislación avanzada. La Ley 14/2006 establece supuestos altamente diferenciales, como permitir que ciertos tratamientos que no están disponibles en otros países europeos, como es la selección del sexo en casos de enfermedades hereditarias ligadas al sexo. De ahí, que parejas de países como Francia, Alemania, Austria e Italia decidan realizar sus tratamientos de fertilidad en nuestro país, creciendo notablemente las clínicas en zonas como Barcelona, Madrid, Bilbao y San Sebastián o Málaga, entre otros. Por ejemplo, en Francia y Alemania que, aunque se permite la donación de gametos y embriones, no se permite la selección del sexo ni la clonación terapéutica.

En contraste, países como Inglaterra tienen regulaciones más permisivas, permitiendo la selección del sexo y la búsqueda selectiva de embriones, así como tratamientos para mujeres solteras.

Esta diversidad de leyes y regulaciones puede impactar significativamente en las opciones disponibles para las personas que buscan tratamientos de reproducción asistida, así como en los derechos y protecciones legales de todas las partes involucradas.

«España –señala Isabel Echevarria, Life Science & Chemical Associate Director de Catenon se ha convertido en un destino de impacto para la proliferación de clínicas de fertilidad y su crecimiento. La legislación realmente avanzada y la sofisticación de nuestros tratamientos nos hacen ser un referente mundial. En Catenon estamos viendo como nos demandan profesionales españoles con idiomas y una experiencia profunda, pero también de personal de otros países, especialmente franceses, alemanes, italianos. También nuestros médicos de diferentes especialidades son altamente buscados y nos llegan importantes ofertas laborales para diferentes lugares del mundo».

I+D+i en fertilidad
Este liderazgo se traduce también en un aumento exponencial de la demanda de servicios especializados. Expertos en salud íntima y fertilidad, como ginecólogos, biólogos, urólogos, psicólogos y especialistas en reproducción asistida, juegan un papel clave en este panorama en evolución. Profesionales que ofrecen tratamientos médicos y, también, asesoramiento y apoyo emocional a sus pacientes, enfatizando la importancia de un enfoque integral para abordar la fertilidad.

Según Echevarria, «para afianzar este liderazgo, es necesario mantener e impulsar la investigación y el desarrollo, seguir mejorando los tratamientos disponibles y desarrollar otros nuevos. Además, hay que seguir fomentando la información, educación, concienciación sobre estos temas, para asegurar que individuos y parejas se sientan acompañados para buscar ayuda cuando la necesiten».

Perfiles profesionales
Dentro de este sector, hay diferentes perfiles profesionales altamente demandados que desempeñan un papel crucial en el diagnóstico, tratamiento y apoyo de individuos y parejas que enfrentan problemas relacionados con la salud íntima y la fertilidad.

Ginecólogos: médicos especializados en la salud de las mujeres en cuestiones relacionadas con la salud íntima y la fertilidad. Diagnostican y tratan afecciones ginecológicas, como endometriosis, síndrome de ovario poliquístico (SOP), miomas uterinos y otros problemas que pueden afectar la fertilidad.

Urólogos: especialistas en la salud del sistema urinario y reproductivo masculino. Tratan problemas de fertilidad masculina, como la infertilidad debida a problemas en los espermatozoides, obstrucciones en el conducto deferente y otras afecciones.

Especialistas en reproducción asistida: estos profesionales tienen experiencia en técnicas de reproducción asistida, como la fecundación in vitro (FIV), la inseminación artificial y la crio preservación de óvulos y espermatozoides. Ayudan a parejas e individuos a concebir cuando enfrentan desafíos de fertilidad.

Embriólogos y biólogos reproductivos: estos expertos trabajan en laboratorios de reproducción asistida y se encargan de la manipulación de óvulos y espermatozoides, la fecundación in vitro y el cultivo de embriones.

Endocrinólogos: se centran en los trastornos hormonales que pueden afectar la fertilidad, como el hipotiroidismo, la diabetes y desequilibrios hormonales que pueden dificultar la ovulación.

Psicólogos y consejeros especializados en fertilidad: la infertilidad y los problemas de salud íntima pueden tener un impacto emocional significativo en las personas y las parejas. Los psicólogos y consejeros especializados en fertilidad brindan apoyo emocional y consejería a quienes enfrentan estos desafíos.

Enfermeros de fertilidad y matronas: estos profesionales desempeñan un papel clave en la coordinación y administración de tratamientos de fertilidad, así como en la educación de los pacientes sobre los procedimientos y medicamentos involucrados.

Nutricionistas especializados en fertilidad: la dieta y la nutrición pueden desempeñar un papel importante en la salud íntima y la fertilidad. Los nutricionistas especializados en fertilidad pueden ayudar a las personas a mejorar su alimentación y estilo de vida para optimizar sus posibilidades de concebir.

Fuente Comunicae